sábado, 20 de noviembre de 2010

Llamadme restauradora (o jodedora) de muebles

Hace algo más de un mes me matriculé en un curso a distancia de restauración de muebles, y después de empezar con algo de teoría he montado mi tallercito en casa de mi abuela, a la que le restauraré (o acabaré de joder) una mesita de una máquina de coser. Así que esta mañana he cogido mi perchero de pie (que también voy a intentar restaurar), los bártulos varios, me he montado al bus y para allá que me he ido.

Por suerte me he levantado temprano, porque ya sabía yo que no iba a ser llegar y ponerme al lío. Dicho y hecho. He llegado, he saludado a mi abuela ("Uy, niña, ¿y eso qué è? ¿Que tah venío con eso dende tu casaaa?") y me he ido a saludar a mi tía, que vive en la puerta de enfrente. Mientras ella limpiaba la arena de los gatos me ha explicado que mi primo va a hacer unas prácticas este invierno de blablabla, que mi otro primo aún estaba sobando y no había manera de levantarlo, que esa arena de gato apenas hace polvo, que va a hacer fideos para comer... Todo seguido y sin respirar. En esto que se levanta el primo. Le doy un beso y me voy otra vez a casa de mi abuela porque mi tía ya está hablando de más. "Niña, ¿quiereh un café?". "Bueno, venga, va". Me planta un café y una torta de esas de aceite. Me lo trinco mientras me cuenta que se fue a comprar un sillón al "Carrefú" y como se retrasaron un mes en la entrega, le han compensado con un sillón de "relá" ("relax" en andaluz), de esos que vibran, sin pagar ni un duro más. Me dice que no sabe como va, pero que le sujeta muy bien el lumbago.

(La abuela en el sillón de "relá". Más maja...)

"Ay, toma, niña, la lotería pa' ti, pa' tu hermana y pa' tu madre". "Ay, toma, ven, que te voy a dá un queso de ese de tetilla que te guht·ta". "¿Qué estás leyendo, yaya, la hoja de la parroquia?", le digo al verla toda concentrada en unos panfletos. "Sííí. Mira, dise que er Convento de lah Arrepentidah se llama así porque è donde iban anteh lah putah. Ya vèh tú, yo sé máh cosah de lah que saben loh barseloneseh de toa la vida, seguro". No me cabe la menor duda. Voy a tener que empezar a leer la hoja parroquial.

En fin. La he dejado cascar un poco y cuando he intuido que iba a pasar de tercera a cuarta (en quinta ya no hay quien la calle) le he dicho que me tenía que poner a trabajar.

Ésta es la mesita de coser. Dice mi abuela que tiene como 50 años, que le costó cinco mil pesetas y que la pagó a plazos.

(La máquina de coser es un flipe)


Mientras yo tapaba la maquinaria con una bolsa, le he dicho que vaciara los cajoncitos laterales. De los cajoncitos han salido hilos, agujas, retales, destornilladores, pesetas, céntimos de peseta, cepillos de esos de teñirse, ... Si en una máquina de coser guarda eso, no me quiero ni imaginar las reliquias que puede haber escondidas en los armarios de ese piso.


Entre pitos y flautas a la pobre mesa la he dejado de lado porque el perchero (¿querías aprender a decapar? ¡Pues toma decapación!) me ha tenido liada prácticamente todo el día. Inocente de mí, cuando el señor de la ferretería me preguntó si quería la lata grande de decapante o la pequeña, contesté: "yo creo que con la pequeña tengo de sobras". Y un cojón. Dos manos que le he dado y aún queda negro que sacar.

(Aquí una servidora -podéis llamarme restauradora, no me enfado- decapando con una bata que me ha dado mi abuela la mar de molona. Atención a los cristos y vírgenes de la pared que no tienen desperdicio)

(Aquí el estado actual del perchero, a falta de otra mano de decapante)



Y la foto de la mesita no la pongo, porque creo que la he lijado mal (era raro que no la cagara en algo). Esperemos que el barniz lo tape ^^


23 comentarios:

H@n dijo...

Cómo molaaaaa!
El perchero es molón de por si, peor seguro que te queda de lujo!
La máquina va? Tu sabes lo que os pueden dar por ella? son una reliquia, un tesoro!!!! =D

Mola un montón lo de restauración, y me alegro de que te este gustando y te hayas puesto manos a la obra ^_^

palabra de verificacion: cocas... será por las de tu abuela? Ö

El Zorrocloco dijo...

Pues iba a decir lo mismo que H@n, que el perchero tiene muy buena pinta =)

La máquina se parece mucho a una Singer que tenía mi bisabuela, y que no tengo ni idea de dónde acabó. Lo que sí se quedó mi abuela fue un molinillo de café que por lo visto tiene más de cien años. Lástima que se le ocurriera escribir "Herencia de Lolilla" con boli bic en la base...

Ahora no lo dejes a medias, ¿eh? ¡Publicándolo en el blog te has comprometido a terminarlo! ;)

handsomeguy dijo...

http://mundokenyon.blogspot.com/

handsomeguy dijo...

hi friend,could me exchange link with me?
hope it will be better than now if we exchange link together,this is mine:
http://khmergay.nibblebit.com/
http://amangay.blogspot.com/
http://sosexydress.blogspot.com/
http://thaihotgay.blogspot.com/
http://khdoc.blogspot.com/
hope you don't mind to do , thank for your kindness

Misaoshi dijo...

"Llamadme Rebelde" XD

Qué has dicho, ¿que me vas a regalar ese perchero por Navidad? XDDD

Yo quiero hacer un cursillo de decoración con estaño o esas cosas para decorar espejos, jarrones, botellas de cristal, espejos y tal, para cuando tenga mi futura casa-piso hacer unas cristaleras y decorar los espejos del baño de puta madre. Eso tiene que molar un huevote. Todo al gusto.

Ánimo, la práctica hace la perfección!!

D dijo...

Querida Pek.
Me alegra mucho que estés bien. Me ha dicho la tita, que éste sábado fuiste por casa de la yaya y que te pasaste la mañana despintando un perchero. La tita, ya sabes como es, me dijo que estabas "má gorda" y que "hay que vé lo que le guhtan lo parche a ehta niña". No se lo tengas en cuenta (debió ver la foto aquella de tus pantalones de rayitas), ya sabes que es un poco criticona, pero es que la tita es "asín".
Me parece genial lo del curso de restauración. Al principio pensé que lo estabas haciendo por que te habías decidido a salir con PACO, el camarero de enfrente de tu trabajo. Claro, ahora este par de tortolitos, quieren quedarse con el bar y la Pek se está entrenando. Pero no, luego la yaya me dijo que "ehtá arreglando lo mueble, lijándolo y puniéndole barní".
Siempre fuiste una manitas, un poco torpe, pero lo que importa es la intención.

Bueno, ya me despido de ti. Cuídate mucho y escríbeme de vez en cuando.

Un abrazo para la familia.

vittt dijo...

dan ganas de colgar el sombrero en ese perchero.

rafarrojas dijo...

Yo dejaría el perchero con el color de la madera.
Un beso,
Lo que se ve en la foto en que estás decapando es bonito. El perchero también, : )
Restauradora!

Pecosa dijo...

H@n, ¡sí, es el perchero que te gustaba! Había que hacer algo, está un poco jodido de carcoma, así que lo arreglo (en teoría) y de paso le lavo la cara ^^

Lá máquina de coser no quiero ni pensar en venderla, es hermosa. Pero sí, debe valer pasta hoy en día.

A mí de momento también me gusta. A ver qué tal acaba el tema.

(¡Qué ricas las tortas de aceite!)


Zorro, el perchero decapado es la mar de bonito, la madera tiene un tono muy elegante.

Los molinillos de café son geniales, mi abuela creo que tiene alguno por ahí, también. "Herencia de Lolilla", para que quede bien claro, ¡jajajaj!

No lo dejaré a medias, no, que para algo he pagado el curso en plena crisis, para que sea productivo. ¡Es verdad! ¡Publicándolo en el blog me he comprometido a mostrar resultados! Qué presión.


Handsomeguy, qué pena que no veamos tu foto de perfil aquí. Le daría vida al blog.
Gracias por los links. Los tendré en cuenta para cuando me apetezca un poco de porno.


Misa, ¡ah, no! ¡El perchero no! ¡Sudor y sangre me está costando! ;)

Eso del estaño suena bien. Hazlo y montamos un taller :D


Querido D:
La tita es bastante cabrona. Ella sí que está gorda, la muy jodida.

El otro día justamente vi a Paco, hacía tiempo que no coincidíamos. Me miró como tristón. Dos veces. Yo creo que le he roto el corazón.

Sí, manitas me considero. Siempre he dicho que un poco chapucera, pero soy apañá.

Bueno, un abrazo fuerte para todos.


Vittt, ¿¿verdad que da ganas de colgar cosas?? ¡Y bufandas de punto de ésas tan largas!


Rafa, yo he llegado a la misma conclusión. Definitivamente, lo dejaré del color de la madera.


¿Te refieres a las vírgenes de las pared?

¡Sí, restauradora!

Mica dijo...

Pero que artista estás hecha. Ya verás lo bien que te queda, pero como dicen por ahí, queremos fotos para comprobarlo. Tu abuela parece un encanto. Este post viene porque te vas a hacer restauradora de muebles y estás empezando a vender el negocio entre nosotros? Yo tengo una mesa con máquina de mi abuela que también necesita repararse, todo es negociar...

Juanjo dijo...

Me ha encantado tu abuela y su batin...aunque el que te ha prestado a ti tampoco tiene nada que envidiarle
Pues no conocia yo esta faceta tuya de restauradora y me parece perfecto descubrir que eres tan polifacetica...por cierto el perchero una maravilla
Besos

JuanRa Diablo dijo...

Pero qué repantingá tu abuela en el relá XDDD ¿Sabe ella que saliendo en tu blog crea de irso fasto un Club de fans?

A mí me encanta todo lo antiguo. A mi hermano aún más, y como tú restaura muebles, pero él no se pone batas molonas ni guantes negros de mata hari, jaja)

La percha queda my bien. Me ha gustado ver los paso a paso. Espero que sigas contando avances. Si quieres hacemos de evaluadores, Ok?
Un saludo ;)

Música dijo...

jajaja, q arte tienes!

crittervenudo2 dijo...

Pecosa!!!!!
Me ha encantado este post. El Critter no tiene tanta paciencia para labores de restauración.
Por cierto, soy a partir de hoy un Fan incondicional de tu abuela. Por favor hagamos un club de fans en Facebook. Se lo merece. Olé, olé y olé!!!

Pecosa dijo...

Mica, mi abuela es un encanto, sí. Habla mucho, pero eso es en parte lo que la hace tan maja.

No voy a empezar a vender nada hasta que no vea los resultados, que al fin y al cabo son los que reflejarán si tengo arte o soy una manazas. Una vez vea como quedan estos muebles, hablamos de negocios.


Juanjo, la bata de mi abuela es de lo más psicodélica. La que yo llevaba ya está muy vieja, pero tampoco tiene desperdicio.

Esta faceta de restauradora es nueva. Sí que es verdad que había hecho alguna chapucilla, pero siempre sin conocimientos. Así que a ver si ahora mejoro en ese aspecto.

El perchero es muy bonito, sí. Lo encontré en la calle, de un piso que habían vaciado, y me lo llevé a casa.


Música, ya veremos si es arte o voy a tener que dedicarme a otra cosa, ¡jajaja!


Critter, cada uno sirve para lo que sirve, a ver si sirvo yo para esto.

Al final sí que le voy a tener que hacer un club de fans, desde luego.

Pecosa dijo...

Ay, JuanRa, que te he saltado.

Sí, sí, ahí donde la ves, se pone repantingá, y las piernas bajo la mesa-camilla donde tiene el brasero, se tapa con el mantel y hala. Eso sí que es vida.

¿Tu hermano restaura muebles? ¡Mira qué interesante! Realmente las cosas antiguas tienen un encanto único, a mí también me encantan.
La bata es la caña, cierto. Y los guantes me los puse por el decapante, que es un poco fuerte. Todo y así me irrité la piel (me rasqué la nariz con los guantes puestos. ¿¿A quien se le ocurre??)

Iré colgando los avances, of course. Ya me diréis qué tal lo véis, yo encantada.

ulises dijo...

Espera que empieces con la goma-laca, muñequilla, y cera. Yo hice una cómoda y me cansé muchísimo. Después intenté decapar una puerta con decapante y terminé utilizando una pistola de aire a 600º.

Loco dijo...

Iba a decir ¡Cómo mola!, pero se me adelantó H@n.
Iba a escribir los links de porno, pero se me adelantó handsomeguy.
Iba a perdirte que me lo regalaras que necesito uno, pero ya te lo ha pedido Misoashi.
Iba a resaltar que tu abuela es un encanto, pero ya lo ha dicho Mica.
Iba a piropearte con lo de ¡que art tens, filla de la meva ánima!, pero lo ha dicho Música.

Así que no te digo nada y te lo digo todo.

Pecosa dijo...

Ulises, la pistola de calor nos la prohiben usar porque puede dañar la madera y va contra los criterios de restauración (Carta del Restauro, 1972 :D )

No he llegado aún a las muñequillas y el barnizado, pero sólo te digo que después de estar dale que te pego todo el sábado, el domingo estuve postrada en el sofá all day.


Loco, con el rollo de que no has dicho nada nuevo, has dicho más que ninguno. ¡Gracias por tu nada-todo!

(Qué gracia me hace siempre que me dices "filla de la meva ànima"!)

La exorsister dijo...

Mi abuela tenía una máquina de coser así, recuerdo jugar con ella de pequeña, pero no con la parte de coser, sino con con la parte de abajo. Todavía hoy me resulta fascinante lo pesado que era el pedal al principio, y la inercia que cogía después, (parece que iba para ingeniera ya desde entonces...).

No dejes de contarnos qué haces con la máquina de coser. Tengo mucha curiosidad.

Pecosa dijo...

Exorsister, yo también jugaba con la de mi abuela y me pasaba lo mismo (pero yo no fui para ingeniera, ¡jajajaj!)

Os mantendré informados, por supuesto.

nexus. dijo...

Que envidia me das, a mi no me quedan abuel@s, y la tuya parece una abuela estupenda de libro...por favor tienes que escribir mas posts sobre tu abuela, no sabes lo entrañable que parece...a mi me encanta hablar con los yayos, cuando puedo pasar un rato por mi pueblo (en realidad yo vivo en el pueblo de la sra. Nexus, no en el mío, que por supuesto mola mucho mas) me gusta pasarme por una placeta junto al río donde toman el sol los vejetes y charlar con ellos, es incluso relajante, además me cuentan historias de mi abuelo que por lo visto "era muy célebre" por aqui, yo desgraciadamente lo conocí ya con Alzheimer...en fin, resumiendo more posts de tu abuela y..ah! si, el perchero...si me aceptas un consejillo, no lo decapes del todo, algunos objetos tienen cierto encanto con rastros del antiguo color bajo el "barní¨.
Te animo a seguir, es una ocupación maravillosa la restauración.
Un abrazo.
Salud y República!!
Nexus.

Pecosa dijo...

¡Nexus, acabas de tener una idea genial! Me ha gustado esto de dejar restos de pintura. Me lo miraré este finde, cuando vuelva a ponerme al lío. Pero me ha gustado, me ha gustado.

Ay, mi abuela... Es la única que me queda, la buena mujer. El otro día cumplió 82 añazos y a parte de una leve cojera, esta mejor que tú y que yo. Ojalá esté así de bien por mucho tiempo.

Es muy interesante hablar con las personas mayores, han pasado por tanto... ¿Así que tu abuelo fue célebre? Pues a ver si nos cuentas tú también alguna historia que sepas de él, seguro que es interesante.

Un abrazo.