lunes, 6 de septiembre de 2010

Quiero todo (Anexo)

Cuando se cumple una semana de la vuelta de las vacaciones (aún se me hace un nudo en el estómago cuando lo nombro), me dispongo a hacer un breve resumen ilustrado de lo que fue la semana en Mallorca, esa fantástica isla de las Baleares que nos sorprendió gratamente el año pasado, cuando fuimos por primera vez.

Después de visitar Menorca hace dos años, Mallorca parecía que tenía que ser su versión guiri y de segunda; pero nada más lejos de la realidad (si uno sabe donde ir, claro, porque rincones a lo guiriland tiene, como todo destino turístico que se precie).


Y como una (o varias) imágenes valen más que mil palabras, mejor me ayudo de fotos para describir lo que fueron esos siete días de paz, risas y mar (y comida, y bebida, y más cosas).


Básicamente, la finalidad de las vacaciones era ésta:


Repanchingarse


A propósito de sol, arena y mar (¡es todo lo que quiero ahoraaa...!), he aquí la Cala más bonita de las que hemos conocido en la isla (cuya foto puse en la otra entrada):


Cala Moro

Es una cala preciosa cuyo acceso es algo complicado, hay que caminar unos quince minutos por montaña, y luego bajar una especie de pequeño despeñadero hasta la arena. No es muy dificultoso porque el camino está más que abierto, incluso hay algunos "escaloncillos" formados por las mismas rocas, pero hay que ir con un poco de cuidado de no resbalarse e irse a tomar por saco.

Dejando de lado las playas (las cuales visitábamos cada día, obviamente), tengo que decir que nunca durante unas vacaciones nos habíamos ido a dormir tan tarde tooodos los días. Disfrutamos mucho de la noche, siempre en plan relax, nada de discotequeo. Hablábamos, íbamos a pasear, tomábamos algo... Y nos íbamos a dormir a las mil. Bueno, a decir verdad, la primera noche nos lo pasamos teta así:


En la foto de la derecha, Ratman montando a caballito





Otra de las noches (bueno, a decir verdad, dos de ellas) acabamos en el Dinner, una hamburguesería en Palma de Mallorca abierta las 24 horas del día, los 365 días del año. Es un local no muy grande, al más puro estilo yanki: los bancos acolchados rojos, la máquina de discos, la barra con los taburetes... Y las hamburguesas estaban de miedo (y mejor que saben cuando uno está bajo los efectos de la marihuana). El sábado a las cuatro de la madrugada el local se pone hasta las cejas.




En la foto de la derecha, Ratman (izquierda), yo (centro) y el colega transoceánico (derecha) poniéndonos las botas



En la máquina de discos poniendo una de Tracy Chapman

Otra de las noches fuimos a un bareto muy chulo, lleno de estanterías altísimas a rebosar de artilugios del año de carracuca: teles, ventiladores, máquinas de escribir...





Mientras íbamos de aquí para allá, no nos faltaba tiempo para hacer el idiota...






Y otro de los lugares nocturnos que nos dejó de piedra es este bar de copas montado en lo que una vez fue un palacete. Un cubata te puede valer quince euros tranquilamente, con lo cual nosotros entramos a chafardear y sacarnos fotos y no nos tomamos ni un agua.
La casa entera está llena de alfombras, tapices, cuadros, muebles de estilo... Todo lo que uno se pueda imaginar. Estaba montada como si aún viviera allí alguien, cocina incluida. La planta de abajo (en la que no dejaban echar fotos, pero aquí podéis ver de lo que hablo) estaba llena de pétalos de flores por todas partes, velas, montañas de fruta fresca... Era simplemente impresionante.

En la planta de arriba sí que dejaban sacar fotos. Aquí hay un par:






En fin, que las noches eran de lo más productivo, y los días de lo más relajante en las maravillosas playas.


Ni hablar de lo bien que nos alimentamos: pizzas argentinas, facturas, asado, paella, sandwiches de miga... Un no parar.

Finalizo con esta foto de la comilona de sorrentinos (pasta fresca rellena de jamón y queso con la salsa especial de Ratman. LA MUERTE) que nos pegamos el último día.



Qué reeeco...




20 comentarios:

Mica dijo...

Ahora entiendo lo de la "depre" al volver. Vamos, que con esas vacaciones, cualquiera no se pasa el día con morriña. Por favor!!! Yo quiero unas vacaciones así. El próximo año será. Me encantaron las fotos, describieron totalmente lo que querías contar.

ulises dijo...

Muy buena la entrada. Me gusta como te han ido las vacaciones. ¿Os habéis fijado que os han salido unos pimientos en las caras?

JuanRa Diablo dijo...

Jopeeeeé con la Pecoooosa. Playitas de ensueño, trasnochadas con risas y mucho chichipán con jambre emporroná. Si eso no son vacaciones como dios manda que venga el diablo y lo vea :D


PD. La foto del paso de cebra es una versión Beatle balear, no? XD

nexus. dijo...

Si, grandes, grandes vacaciones...
Yo también conozco Mallorca, pero no así...
Sabes, me enamoré cuando estuve allí de un pueblecito del interior, Valldemossa, impresionante de verdad.
Si vuelves, visitalo, merece la pena.

Envidia me das, que vacaciones...
Un saludote.
Nexus.

El Zorrocloco dijo...

Joooooooooder, niña, ahora yo también quiero ir a Mallorca! ¿Has visto el color del agua? La leche en vinagre! =O

En serio, aquí se presume de tener las mejores playas, pero los cojones! El agua está siempre helada, es el Atlántico! Quiero bañarme en el Mediterráneoooooo! =)

Y sabía que te ibas a enterar por mi comment porque todavía no habías comentado ;) Además, no te pillo nunca conectada! Todavía no es definitivo, porque Ryan se niega a venderme los billetes (están locos estos irlandeses, me quieren estafar con el descuento de residente), pero en cuanto los tenga te aviso para que vayas buscando un sitio molón al que ir =D Es más, te voy a pasar el itinerario que monte para que me des tu aprobación como barcelonesa XD

Un besote!^^

peibol dijo...

¿Tracy Chapman? ¿Con lo cargante que es? XD

Muy ilustrativas las fotos. Tienes pinta de habértelo pasado de puta madre. A Dios pongo por testigo que algún día veré esa cala :D

H@n dijo...

Que fotazas! y qué grandes los pimientazos del Gimp jajajajajaja xD

Juanjo dijo...

Mallorca es sin duda un lugar idealpara ir de vacaciones....y me alegrea ver que lo disfrutasteis a tope
Besos

ulises dijo...

Explicame que es eso de comer facturas. ¿Si te las comes no las pagas?

Misaoshi dijo...

ooooh dioooooooooooox

Falto yo ahí T_T

Tíiiiiiiia, haberme dicho que estabas por la zona del Dinner tanto, que te habría mandado ir a un lugar donde estaríais horas y no querríais salir nunca. Con juegos y comida mallorquina >_< (trampó, sobrasada, quelys...)

Me alegro que lo pasárais de pm, lo que significa que volverás XD

Música dijo...

que nos gusta una foto en un paso de cebra! jajaja, yo el año pasado tuve una de madrugada en la feria de mi pueblo total, y encima, estábamos trasnochados y tenemos unas caras frescos como rosas, si es que nada como los buenos ratos y las risas mamarracheando, lástima q no se te vea la cara, lo siento, la vida es un pimiento...

Disfruta de los trocitos de chocolate...duran, duran

Manzanero dijo...

¿Soy yo o en la foto tipo Beatles hay un hombre con los pantalones bajados?
¡Benditas vacaciones! ¡Quién tuviera unas así, ni las de Estrella Damm!

Un beso, Pecosa!

Speedygirl dijo...

Jo, yo también me he fijado en el color del agua... ¡Qué chulada!

La exorsister dijo...

¡Yo quiero ir a esa playa!

Por cierto ¿sabes que aquí en Tenerife también hay un sitio así como de lujo llamado ábaco?

Mira la web y juzga tu misma las similitudes y diferencias.
http://www.abacotenerife.com/es/

¡Un saludo!

Pecosa dijo...

Mica, pues si te animas a conocer Mallorca, avísame, que te daré nombres de unas cuantas calas y playas chachis para relajarse (no hay como tener contactos en el lugar de destino vacacional).


Ulises, gracias, las vacaciones fueron geniales, sí.

Los pimientos son graciosos, no me lo negarás.


JuanRa, tú lo has dicho, jopé ^^. En realidad no hicimos nada fuera de lo común, porqué fueron bastante sencillitas, pero todo eso que tan graciosamente has enumerado era exactamente lo que necesitaba en mis vacaciones. Nada más.

¡Jajaja! La foto del paso de cebra es una versión Beatle balear, sí. Cosas que se le ocurren a Ratman a las dos de la mañana.


Nexus, Valldemossa es hermoso, este año no paramos allí, pero sí el año pasado. Un lugar ideal para pasear y comprar algunos regalitos.

Envidia me das tú, que tienes vacaciones por hacer, aún...

Un abrazón.


Zorro, el agua de algunas playas (la mayoría de las que hemos visitado, es increíble. ¿Quién necesita ir a las Maldivas? (Bueno, yo; pero eso no quita que el agua de algunas calas de las Baleares sean paradisíacas).

Bueno, ahora que ya es definitiva tu visita a Barcelona, podrás bañarte en el Mediterráneo (aunque no está haciendo mucho sol estos días, a ver como está a finales de mes, a lo mejor tienes suerte. Aunque las playas de Barcelona son un asco, que lo sepas.)

Seguiremos puliendo ese itinerario. ¡Besazo!


Peibol, de Tracy Chapman creo que sólo conozco tres canciones, las que me gustan. El resto es posible que sean cargantes, no te digo que no.

Y sí, las Baleares hay que pisarlas al menos una vez en la vida. Igual que las Canarias, las cuales yo tengo pendientes.


H@n, ¡¡sabía que te molarían mis Gimpimientazos!! Tú sí que sabes valorar mi trabajo ;)


Juanjo, si sabes a dónde ir (porque el área de guirilandia es horrible), Mallorca es ideal.


¡Jajajaj! Ulises, no enlacé lo de las facturas porque lo hice en la otra entrada. Las facturas argentinass son esto. No dejan de ser pastas, cruasanes, etc, pero están que te mueres en el sitio. La mayoría levan crema o dulce de leche. Para cagarse.


Misa, viva tu tierra, hija mía. Y el Dinner es para hacerle un monumento. El lugar ideal para bajonear (no sé cómo lo diríamos en España) a las tantas de la mañana. También comí sobrasada y quelitas. No, si comer, comí de todo, ¡jajajaj!

Espero volver, ¡por supuesto!


Música, nos encanta la foto Beatles, sí. ¡Clásicos que no mueren nunca!
Es que le van ideales los pimientos a los caretos. ¿Que me quieres ver la cara? ¡Y un pimiento! ¡Jajajaj!

Yo es que no soy muy chocolatera. De ninguno de los dos. El de comer cuando me da, el otro intento evitarlo que me deja tonta.


Manzanero, hay un tipo con los pantalones bajados, sí. Es un amigo de Ratman que vino de Argentina a visitarnos y estaba loco por pillar por banda a una española que le dijera fóllame, ¡jajaja! Pobrecico, no se comió ni un rosco en la isla...

Qué daño hacen los anuncios de Estrella, hijo...


Speedygirl, bañarse en esas aguas no tiene precio.


Exorsister, pues ya sabes, para el próximo verano, escapadita a las Baleares con tu hermano (¿quedamos allí?)

Por lo que veo en la web del sitio este, es muuucho más pijo. El de Palma es pijo pero con un toque fashion, de estos de "me voy de copas a un sitio de princesas". En cualquier caso, a ver si va a ser una cadena, esto del Ábaco...

¡Un saludo!

JuanRa Diablo dijo...

Oye, pues sería un punto de encuentro genial el verano que viene, no? Yo tampoco conozco las baleares
¡¡Kedada blogger en Mallorca!!

Loco dijo...

Definitivamente habrá que ir a Mallorca.

Y unas vacaciones así no se olvidan en mucho tiempo. Y la foto del paso de cebra veo que es un clásico aquí y allá por donde vayas.

Anónimo dijo...

Tomi:
Hola Pecosa! He estado buceando, (nunca mejor dicho con esas fantasticas fotos), en tus post vacacionales y algunos anteriores que no leí. Que me puesto al día vamos. Me ha dejao de piedra pomez la Cala del Moro esa... Se llamaba asi? Joder, ni echa por un equipo de "exterioristas de diseño". Que bien colocao está hasta el último pedrusco, que degradado de aguaturquesa, que arena mas bien puesta....... Una pasada....
Me alegro mucho saber que has disfrutado de todo con tus amigos...
En cuanto a la vuelta a la rutina... En fin...Qué pereza verdad? Te doy un achuchón de ánimo, dignificas hasta la rutina más odiosa con tu presencia. Tras leerte después de mucho tiempo te recordare que me gusta mucho como cuentas las cosas,y que me encanta como aprecias las cosas sencillas, me alegro de saber que hay gente como tu en este mundo.
Un saludo, estamos de vuelta todos....

vittt dijo...

si la envidia me hiciera crecer la p

Pecosa dijo...

JuanRa, ¡venga! ¿Quién se apunta?


Loco, tengo la suerte de decir que tooodo el hastío y la rutina de tooodo un año currando se me pasa en una semana de vacaciones con los amigos. Eso no tiene precio (para todo lo demás, un marido rico).

Hay que ir a las Baleares, sí. Sea cuál sea la isla. Yo conozco dos y ambas me enamoraron.


¡Tomi, cuánto tiempo!

Una auténtica pasada la cala, sí. Este año le sobraban unos cuantos italianos (qué plaga, y cómo chillan, oiga), pero la cala es fabulosa.

Gracias como siempre por tanto halago, aunque últimamente no estoy demasiado presente...
Las cosas sencillas son las que menos frustran: fáciles de alcanzar y satisfactorias si uno sabe apreciarlas.

Estamos de vuelta todos, sí... ¡Qué remedio! Un saludo.


Vittt, si tus comentarios graciosos me hicieran crecer... de estatura