viernes, 3 de junio de 2011

La Parra de La Laguna

Los callejones dan bastante yuyu. Cuando uno se mete en un callejón siempre piensa: "¿a que no tiene salida?" o "¿a que me atracan?", o "¿a que me encuentro a una profesional del sexo ofreciendo sus servicios a un guiri?" (esto último pasa mucho en las callejuelas cercanas a Las Ramblas).


Pero claro, cuando uno lee "Callejón La Parra" la cosa cambia. La foto de arriba la manda la Exorsister, y pertenece a una placa ubicada en La Laguna, Tenerife (¡sí, sí, en las Canarias también tenemos sucursal! ¿Qué pensabais?).

Callejón La Parra suena a otra cosa, suena a campo, a vinitos a la sombra, a silla de mimbre y a berberechos con vinagre y pimienta. (Exor, ahora no me vayas a decir que era un callejón chungo y oscuro lleno de cucarachas y con un local de esos clandestinos donde se juntan los traficantes de droga a trapichear. No jodamos, que me ha quedado muy poético todo, nena).


Gracias pues a la Exor y a M, cuyos ojitos vieron este cartel que a partir de hoy pasa a formar parte de las Parras Arround The World.





Y es que no me digáis que no os quedaríais sentados en un Callejón la Parra, tomando una copita, bajo las estrellas... las estrellas del jazz.


13 comentarios:

Juanjo dijo...

Continua extendiendose la geografia parrera.....a este paso ni el imperio galactico tendra nada que hacer
Besos

Sand dijo...

Ya algún día... Las parras dominarán el mundo, y todos seremos felices y comeremos perdices (con berberechos y vinitos y sillas de mimbre y muchas cosas más!)

La exorsister dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
La exorsister dijo...

La verdad que es un callejón un poco peculiar, pero no demasiado chungo. Míralo tú misma aquí

Pecosa dijo...

Juanjo, pues a ver si el imperio me da unos eurillos, ya que estamos, que la emperadora está tiesa.


Sand, yo cambio las perdices por unas bravas, o una tortilla de patatas con pa amb tomàquet. Pero vamos, que esperemos que esa felicidad llegue, claro que sí.


Exor, tras ver la foto me he ido al google maps y he chafardeado la zona. Está majo, ¿no? A mí me ha parecido bonito, ¡y sí que le pegan unas sillas de mimbre y unas copitas de vino!

Loco dijo...

Oye, si como dice Juanjo, creas un imperio al estilo Amancio Ortega, avisa para comprar OPA's y hacer unos dineros.

Y me apunto a compartir mesa, mantel, sillas de mimbre y vaso de vino con berberechos con vinagre y pimienta.

vittt dijo...

sabes, pecs? casi puedo oírnos a todos reír.

Pecosa dijo...

Loco, si creo un imperio al estilo Amancio Ortega te pongo un chalet en Castelldefels.

Yo también me apunto. ¿Cuando os va bien?


Vittt, ¿así que tú también te apuntas? ¡Biennn!

JuanRa Diablo dijo...

Tendremos que ir trazando la Ruta La Parra en plan romería. Oviedo-Yecla-La Laguna...
Cuando haya algunas más se hacen planes. Hay que tener pelas, eso sí. O estar muy emparraos y lanzarse a la aventura mochilera

¡Yo también soy parrista! :D

Anónimo dijo...

Tomi:
Todavía tengo pendiente mandarte una foto de otra Calle La Parra, está en el pueblo donde trabajo, siempre que paso por allí me acuerdo de ti...
Un día de estos... Todo por culpa de mi amiga la tecnología, hacer una foto supone descargarla... y por si fuera poco, mandarla... Adivina porque no lo he hecho... ....Exacto, porque no se hacer ninguna de las dos cosas. Si, vale, pedire ayuda.

ulises dijo...

Jazz, verano, terracita, amigos, una botella de Rioja...
¡Vaya combinación!
Por cierto, si que pienso en un deportivo.

Loco dijo...

Pues tiene que ser antes de que vuelva de nuevo el invierno (o no podremos tomar berberechos en una terracita)

Pecosa dijo...

JuanRa, ¿te imaginas? En lugar de hacer El Camino de Santiago haremos El Camino de La Parra. Eso sí, todo el dia empanaos, sino no tiene gracia. Para desayunar unos bocatas de chorizo con un vasito de vino, como en los mejores pueblos. Y a partir de ahí empezar el día, con un par ;)

Y yo juanrista!


Tomi, pues ya estás tardando. Dile a alguien (¿algún voluntario? ¿JuanRa?) que te dé un minitutorial de como pasar y mandar fotos, ya verás como es una tontería. Así me mandas la de la calle y la de la campana esa que tenías en el trastero de los muebles a restaurar :)


Ulises, una combinacíón de lo más molona.
Por cierto, ¡lo sabía!


Loco, por desgracia no tengo muchas posibilidades de viajar (endevé, cuando una tiene todo el tiempo del mundo no tiene un puto duro), pero todo aquél que quiera tomarse unos berberechos, un vinito o un trinaranjus en una terracita de Barcelona está más que invitado.